Kerry cancela viaje a La Habana…por motivos nada serios.

ACTUALIZACIÓN: “El Secretario Kerry habló por teléfono con el ministro cubano de Exteriores Bruno Rodríguez acerca del próximo viaje del Presidente Obama a Cuba. Ambos reiteraron su compromiso para hacer la visita un éxito y asegurar  que el camino hacia la normalización continúe en la dirección positiva que ya ha tomado  (…) El Secretario Kerry expresó su propia decepción, por supuesto, porque problemas de agenda le impidieron hacer un viaje antes que el Presidente.”  John Kirby, portavoz del Departamento de Estado.

En octubre de 2015, el secretario de Estado norteamericano John Kerry anunció sin mucho protocolo la posible fecha de su siguiente visita a La Habana. Volvería en enero o febrero de 2016, para reunirse con el ministro cubano de Exteriores Bruno Rodríguez y “continuar la marcha hacia la normalización”.

Pero el vehículo del acercamiento con el enemigo tropical de Estados Unidos durante la Guerra Fría tiene agua en el motor.  Se le atravesó en el medio el tema de los derechos humanos y los disidentes, reportó Los Angeles Times. El jefe de la diplomacia de la Administración Obama no cruzará el Estrecho de La Florida porque, aparentemente, falta concretar un un acuerdo acerca de cuáles disidentes podrá ver Barack Obama en su visita presidencial a Cuba.

Al propio Kerry no le importó hacerle poco caso a esos grupos cuando estuvo en La Habana en agosto de 2015; pero Obama parece estar menos informado del auténtico peso político de un “disidente” en la Isla de los Lineamientos del VI Congreso.

Que la construcción de un entendimiento entre ambos países anote una cancelación por ese motivo da mucho que pensar…y preocupa. El gobierno de Raúl Castro le propuso a Obama construir una relación que jamás ha existido entre ambos países; un oferta que ocasionalmente recibe este tipo de respuestas. Washington no pierde la costumbre y perpetúa los mismos vicios de la Guerra Fría que pide dejar atrás en los discursos.

No hay nada más retro que jugar a la diplomacia del garrote y la zanahoria con personajes llenos de helio. A la cancillería cubana parece habérsele agotado la paciencia y emitió un comunicado inusualmente extenso, en forma de réplica, a las palabras pronunciadas por el segundo al mando de Kerry, el subsecretario de Estado Anthony Blinken, durante una sesión del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

El cubano con voz y voto en esa reunión, el diplomático Pedro Núñez Mosquera, no se quedó callado y le dijo a todo el mundo (literalmente) que la principal violación que se comete contra los derechos humanos en Cuba es un bloqueo económico aplicado por el gobierno de Estados Unidos.

ACTUALIZACIÓN: James Williams, presidente del grupo Engage Cuba y una de las personas que trabaja dentro de Washington para implosionar al bloqueo, aportó detalles interesantes acerca de la decisión de Kerry en declaraciones al sitio web OnCuba.

El secretario de Estado de EE.UU. John Kerry sale del Palacio de los Capitanes Generales en compañía del Historiador de La Habana, Eusebio Leal, durante un recorrido que el jefe diplomático estadounidnese hizo por el barrio histórico de la capital cubana el 14 de agosto de 2015.

 

 

Anuncios